fbpx

En carta al Secretario de Agricultura George Perdue, senadores expresan preocupación por el fin de la prohibición a la carne de res brasileña

Un grupo bipartidista de 15 senadores ha cuestionado la decisión del Departamento de Agricultura de levantar la prohibición a las importaciones brasileñas de carne de res, alegando que debe llevarse a cabo "una verificación completa" de instalaciones en Brasil.

El Servicio de Inspección y Seguridad Alimentaria (FSIS) del Departamento de Agricultura determinó en enero que Brasil había solventado las preocupaciones sobre seguridad alimentaria que la agencia había expresado en una auditoría en 2019. En consecuencia, el FSIS levantó la semana pasada la prohibición a las importaciones brasileñas de carne de res. La prohibición había sido anunciada en 2017, por el Secretario de Agricultura, argumentando preocupaciones en torno a salud pública, condiciones sanitarias, y problemas de salud animal.

“Reconocemos que la auditoría del FSIS de enero de 2020 encontró que las autoridades en Brasil habían implementado acciones correctivas para abordar las deficiencias identificadas en la auditoría de junio de 2019. Sin embargo, teniendo en cuenta los múltiples intentos fallidos de Brasil de mantener estándares equivalentes de seguridad alimentaria, creemos que se justifica un proceso completo de verificación de las instalaciones brasileñas certificadas ", escribieron los senadores en una carta del 28 de febrero a Perdue.

Los senadores quieren que Perdue responda, antes del 10 de marzo, cinco preguntas sobre la decisión de levantar la prohibición, por ejemplo, ¿cómo monitoreará el FSIS el progreso de Brasil en la implementación total de sus acciones correctivas?, o ¿cómo la agencia planea responder si Brasil no implementa esas acciones?

Los senadores señalaron que el FSIS auditó solo ocho de las 28 instalaciones brasileñas certificadas para exportaciones a EE.UU., y preguntan si la agencia planea auditar el resto. También preguntaron sobre cómo realizaría la agencia auditorías de rutina de las instalaciones ya certificadas.

"Dado que Estados Unidos detuvo las importaciones brasileñas de carne de res menos de un año después de que se le concediera acceso en 2016, tenemos serias preocupaciones sobre la capacidad de Brasil de mantener estándares adecuados de seguridad alimentaria a largo plazo", escribieron los senadores.

El año pasado, el presidente Trump acordó enviar una delegación del FSIS a Brasil para auditar su sistema de inspección de carne de res "para permitir la reanudación de las exportaciones de carne de Brasil a EE.UU.", dijeron él y el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, en un comunicado conjunto del 19 de marzo.

La carta fue firmada por los senadores republicanos Jerry Moran (KS), John Barrasso (WY), Ben Sasse (NE), John Hoeven (ND), Kevin Cramer (ND), Mike Enzi (WY), Deb Fischer (NE) y Cindy Hyde-Smith (MS), así como por los senadores demócratas Jon Tester (MT), Steve Daines (MT), Cory Booker (NJ), Gary Peters (MI) y Debbie Stabenow (MI).

Fuente: Inside Trade

Noticias Externas

Noticias Internas