fbpx

Zona franca de Mosquera no viola moralidad administrativa: Corte

Esta noticia es propiedad de: El Espectador

Zona franca de Mosquera no viola moralidad administrativa: Corte.

Con una votación de 17 contra 9, la sala plena del Consejo de Estado negó las pretensiones de una acción popular que decía que en el trámite de aprobación de la zona franca de Occidente, ubicada en Mosquera, Cundinamarca, hubo irregularidades que terminaron beneficiando a los hijos del expresidente Álvaro Uribe: Tomás y Jerónimo.

Para la mayoría de la sala plena no se demostró alguna irregularidad que configure una violación de la moralidad administrativa, esto al ser derrotada la ponencia del consejero Alberto Montaña que planteaba lo contrario.

La acción popular  que estudiaba el alto tribunal, había sido interpuesta por el periodista Felipe Zuleta.

Este martes, la sala plena del Consejo de Estado derrotó la ponencia del magistrado Alberto Montaña, que consideraba que sí estaba demostrada la violación de la moralidad administrativa en el trámite de esta zona franca. 

Como 17 magistrados consideraron que esto no estaba probado y se derrotó la ponencia, ahora el togado Carlos Moreno deberá elaborar otro proyecto de fallo, en el que recoja la posición y votación de este martes.

Esa nueva ponencia, que será entonces contraria a la de Montaña, deberá nuevamente ser votada por la sala plena para su aprobación formal.

Con esta decisión, la zona franca –es decir, exenta de impuestos– seguirá viva.

La acción popular que había interpuesto Zuleta en 2010 contra la Dian, los ministerios de Hacienda y Comercio y la Comisión Intersectorial de zonas francas pedía revocar la creación de esa zona, que está en un área donde había unos terrenos de Tomás y Jerónimo Uribe.

Zuleta criticaba que dos años después de que los hijos de Uribe compraran los terrenos esa zona hubiera sido declarada libre de impuestos.

No obstante, en 2011 el Tribunal Administrativo de Cundinamarca se pronunció frente al caso y consideró que no hubo irregularidades ni se modificaron los usos del suelo de ese terreno "que demuestre indubitablemente dicho favorecimiento que se predica en la demanda, porque el uso previsto desde el año 2000 no era otro que el industrial, fecha para la cual el doctor Álvaro Uribe no era presidente de la República de Colombia y ninguna injerencia pudo ejercerse a condición de una magistratura inexistente”.

El fallo del Tribunal Administrativo continuó diciendo que los lotes adquiridos por los hijos de Uribe estaban ubicados en una zona urbana de Mosquera que figuraba como área industrial en el Plan de Ordenamiento Territorial (POT).

Pero esa primera decisión había sido impugnada, por lo que el proceso llegó a manos del Consejo de Estado, que, como ya lo había dicho el Tribunal Administrativo, consideró que no están demostradas irregularidades que configuren una violación de la moralidad administrativa.

En agosto de 2020, Tomás Uribe, en comunicación con EL TIEMPO, manifestó que ellos no son parte dentro de este proceso que está en el Consejo de Estado y que, en todo caso, no participaron en el trámite de aprobación de la zona franca.

Fuente: El Espectador

Noticias Externas

Noticias Internas